¿Tienes la piel deshidratada o agrietada?

Para evitar que los brotes de sequedad vayan a más y recuperes el bienestar de tu piel, te recomendamos la crema reparadora con Caléndula de Aboca

Esta pomada con caléndula ayuda a descongestionar la piel manteniendo una perfecta hidratación.
Apta para pieles secas o muy secas ya que suaviza intensamente la dermis, además de refrescar y conseguir un auténtico confort.